Las bacterias no respetan su hogar

Existen factores dentro casa que pueden estar enfermándole

A veces colocamos cosas en la casa que dañan nuestra salud. Por ejemplo, si en las mañanas amaneces con dolores de cabeza, congestión nasal o dolor de garganta, podría ser que su propio hogar le esté enfermando.

1. Su almohada

Las almohadas pueden contener bacterias, esporas y ácaros de polvo, dando como resultado síntomas de alergias como dolor de garganta, dolor de cabeza y congestión. Éstas deben ser sustituidas al menos una vez al año si no son lavables. 
Otros síntomas son: rigidez en el cuello o dolor de hombros. Con el tiempo, las almohadas pierden apoyo y forma, dejando la cabeza fuera de la alineación con la columna vertebral. Si su almohada no vuelve a su forma original después de haber sido doblada por la mitad, es hora de un reemplazo.

2. Las plantas interiores

Las plantas de interior pueden añadir color al dormitorio, incluso pueden ayudan a purificar el aire del mismo. El problema empieza cuando se las riega en exceso, ya que no sólo las plantas podrían podrirse, sino que también es bastante probable que la tierra se convierta en el hogar de esporas, que pueden desencadenar síntomas de alergia.

3. Mascotas

La piel de las mascotas está llena de partículas alergénicas como la caspa, polvo, polen, esporas de moho y bacterias. Provea a sus mascotas de sus propias camas y podrá evitar cualquier enfermedad.

4. Velas

Al encender velas perfumadas de parafina, con frecuencia, se liberan sustancias químicas nocivas tales como benceno y tolueno, adicionalmente, el perfume que estas contienen es un irritante para las personas con sensibilidad química.

5. Productos de limpieza

Puede tener una casa brillando de limpia, pero usar productos de limpieza puede significar irritación de ojos, problemas respiratorios o dolores de cabeza. En su lugar, utilice productos de limpieza naturales que estén libres de productos químicos nocivos, mejor use vinagre para realizar la limpieza de la casa.

6. Tu colchón

Un tercio de su vida la pasa en su colchón, y éste contiene las escamas de la piel, líquidos corporales, ácaros del polvo, bacterias, polvo y toda la suciedad. El colchón requiere una limpieza regular al igual que el resto del dormitorio y la casa. Vale protegerlo con una funda impermeable a ácaros del polvo, líquidos y partículas pequeñas.

7. La alfombra

En la alfombra se aferra cada partícula de polvo, polen, caspa de animales y suciedad en general de zapatos y pies; puede incluso convertirse en un hogar de pulgas si se infestan sus mascotas. Como mínimo, la alfombra de cualquier habitación debe ser aspirada semanalmente y lavada cada dos meses.

En ValleMed Cumbayá, atiende su consulta la Doctora Alba Escobar, Otorrinolaringóloga especialista en casos de: sinusitis crónica, hipertrofia de adenoides, hipertrofia de amígdalas, síndrome sinobronquial, sordera súbita, rinitis alérgica, rinitis vasomotora, chequeos escolares y ocupacionales, entre otros. 
Su horario de atención es martes y jueves 15h00 a 19h00 y sábados de 09h00 a 12h00.

Otorrinolaringología , , ,
Sobre Juaqin Gomez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X